sábado, 2 de octubre de 2010

Rebobinando.

Ubiquémonos un mes atrás, ustedes leyeron (seguramente) algunas entradas al blog que expresaban mi caos interior. Estaba en un estado de confusión extrema, pero me dí cuenta que todo es cuestión de organización: acomodé las ideas, consulté a algunas personas cuya opinión me puede servir de algo, lo consulté conmigo misma, tomé una decisión y volvió todo a la normalidad, o por lo menos va por ese camino.
Los consejos de la gente que sabe cosas que yo ignoro me sirvieron para abrir los ojos y no caer en un error del que me hubiera arrepentido, no solamente por el hecho de salir perjudicada, sino por saber que estaba cometiendo un error desde el comienzo, porque siempre hay mejores opciones, y gente que es, además de mejor persona, mejor para estar cerca tuyo. No sé si hay que hacerle caso a lo que los otros digan, vivir así sería como vivir por los otros, y la idea es que seas protagonista de tu propia vida, por algo somoso tantas personas en el mundo ¿No? Pero si pedís un consejo, mínimamente escuchalo. Yo los escucho, y por eso mismo tomo las decisiones que tomo, basadas en MI forma de pensar, y en la mirada general de la gente que ve las situaciones desde afuera, pero de gente que sepa, que conozca a las personas involucradas, no a cualquiera que pase por ahí y no tenga la menor idea.
A veces te llevas altas sorpresas con las cosas, y te provocan una ira irracional, motivada por la ignorancia general que tenías de la situacion y el hecho de que a veces es mejor no saber nada, como muchos dicen: No aclares que oscurece. Es simple entender eso: mientras más sale a la luz la verdad, más te embarrás en la mayoría de las sitaciones, sin embargo, está bueno escuchar las dos campanas, no ver las cosas solamente desde tu punto de vista, aceptar la idea de los que saben más de la situación que vos. Aunque no hay nadie que sepa ni más ni menos, se debe a que vos ignorás cosas que podrían haber pasado en el pasado, y como el presente es producto de todo lo que pasa en el pasado, tenés que saber a dónde carajo te estás metiendo.

1 comentario:

  1. Loco, yo no te voy a leer más (?) no podés ser tan genia xD. Entonces el semáforo entró en un corte de luz, y como no te decía ni verde ni rojo, vos seguiste de largo (?) (me dá no se qué cuando hablo metafóricamente xD). Bien Negri, seguí así. :)

    ResponderEliminar